29 oct. 2012

Mis 12 del Salón de Vinos de la Guía Peñin 2013


Con mi cabeza, todavía, dándole vueltas a lo vivido en el reciente Salón de los Mejores Vinos de España de la Guía Peñin, en Madrid; es el segundo año consecutivo que recibo invitación, y desde aquí quiero agradecer a Victoria Lara, responsable de Comunicación y Redes Sociales el hecho de incluirme en la lista de blogs invitados. El año pasado no pude viajar a Madrid pero este año se han dado todas las conjunciones planetarias posibles para que no se me escapara, y en viaje relámpago me planté en el Salón Neptuno a eso de las 12:00 para conocer de cerca un evento fascinante, y apresurarme en catar los mejores vinos de España y en poco tiempo, ya que a las 18:30 tenía mi viaje de vuelta a Cádiz.
Evidentemente, solo pude catar una ínfima parte de todo lo allí expuesto, pero sí me pude llevar una muy buena impresión con esta muestra de 12 vinos que voy a comentar:


1. Cantocuerdas Albillo 2010. Bodega Bernabeleva. D.O. Madrid
    Fermentado en Barrica. 10 meses de crianza sobre lías. 93 Puntos Peñin.
2. Bernabeleva Garnacha de Viña Bonita 2010. Bodega Bernabeleva. D.O. Madrid.
    Crianza de 11 meses en barricas de roble francés. 94 Puntos Peñin.
Estos vinos de Bernabeleva, son verdaderamente impresionantes, muy buenos. Le tengo que dar las gracias a mi amigo Vicente Vida, el hecho de habérmelos dado a conocer cuando me trajo una botella de Navaherreros, su garnacha más básica. Cuando supe que iban a estar abandoné por un momento a mi compañero de fatigas Fran Cordero, que se me despistó un momento, y me dispuse a probar con Curro toda la gama de Bernabeleva. Su blanco de Albillo es soberbio, pero la garnacha de Viña Bonita, es sencillamente espectacular. Parece increible que una misma variedad y con un mismo proceso de elaboración dé vinos tan diferentes de una tapia a otra, cada parcela es un mundo.
3. Thalarn Syrah 2010. Bodega Castell d´Encus.  D.O. Costers del Segre.
    Crianza de 12 meses en barrica de roble francés. 96 Puntos Peñin.
Me perdí en su momento la cata de Castell d ´Encus que hubo en Vinos y Maridaje, y en esta ocasión sí pude catar sus grandes vinos. Me quedo con este Syrah prodigioso, elaborado por el gran Raúl Bobet, al que conocí en persona. Qué grandes personas hay detrás del vino.
4. El Médico Prieto Picudo 2010. Bodega Leyenda del Páramo. D.O. Tierra de León.
    Crianza de 9 meses en barrica. 94 Puntos Peñin.
Había varios vinos de Prieto Picudo, una variedad de uva autóctona de las comarcas de León, y me llamó la atención un racimo en la mesa de Leyenda del Páramo. Muy curios ver las bayas tan pequeñas de esta variedad y catar un gran vino como este El Médico.
5. María 2009. Tempranillo, de Viñedos Alonso del Yerro. D.O. Ribera del Duero.
    Crianza de 15 meses en barrica de roble francés. 95 Puntos Peñín.
!Qué decir del gran María y de la gran Maria del Yerro, hemos catado sus vinos, hemos visitado Santa Marta, hemos conocido a otra gran persona del mundo del vino, y María es un grandísimo Ribera del Duero.
6. Cava Reserva Particular de Recaredo. Gran Reserva 2002. Bodegas Recaredo.
    Xarel.lo 28%, Macabeo 72%. 96 Puntos Peñin.
7. Cava Blanca Cusine 2008, de Parés Baltá.
8. Cava Celler Batlle Gran Reserva 2002, de Gramona.
    Xarel.lo 70% Macabeo 30%. Más de 9 años de crianza. 96 Puntos Peñin.
A continuación una ronda de cavas después de meternos entre pecho y espalda un cocido madrileño de aupa!! con todos sus avíos, como se dice en Cádiz. Los de Recaredo, Gramona, ya los conocía, no obstante era inevitable la parada en boxes; si me resultó muy sorprendente un  Blanca Cusine que no conocía de Parés Baltá, elaborado con Chardonnay y Pinot Noir.
9. Macán clásico 2009. Tempranillo, de Bodegas Benjamin de Rothschild & Vega Sicilia.
    D.O. Rioja. 15 meses de crianza en barrica de roble francés.
Bueno, este había que probarlo sí o sí; el nuevo proyecto en la Rioja de Vega Sicilia, de la mano de un grande la Champagne: Casa Rothschild; si dos hacen sendos buenos vinos, cuando se juntan pues también. Este será un gran rioja.
10. Pazo Piñeiro Albariño 2010. Bodega Pazos de Lusco. D.O. Rias Baixas.
      Fermentado y criado 12 meses en roble francés. 95 Puntos Peñin.
Un clásico albariño; me encanta el Lusco, así que este, que es su hermano mayor pues también. Delicioso albariño.
11. Inés Vizcarra 2010. Bodegas Vizcarra. D.O. Ribera del Duero.
      Tinto fino 90%, Merlot 10%. 18 meses en barrica. 96 Puntos Peñin.
Bodegas Viscarra, ya les hablé aquí mismo de su Senda del Oro 2010; aquí ya estamos hablando de sus vinos top: Ines, Celia y Torralvo... elijan el que quieran son soberbios; yo me quedo con Inés.
12. Alvear PX Solera 1830. Pedro Ximénez. Bodegas Alvear. D.O. Montilla Moriles.
      Solera fundacional. 98 Puntos Peñin.
Y para finalizar, je, je!! uno de los míos...un PX solera fundacional de 1830, de Alvear.!Qué barbaridad! que densidad, que aromas, increible PX. 




Imposible quedarme con 12...Cortijo de los Aguilares Pinot Noir, Serendipia Merlot, de Pago de Ayles; algunos no me lo perdonarán, pero pasé de largo de Barbadillo, con su saca en rama de Verano, y la gama VORS, Palo Cortado, Amontillado, no he venido a Madrid para catar manzanillas y palos cortados. Los Dominio do Bibei, los de Telmo Rodriguez, Finca Allende, Eguren...esto sería un listado interminable. El año que viene tengo que volver...y esta vez me quedaré hasta que me echen!!!!





16 oct. 2012

El Vínculo Paraje La Golosa GR 2003

El Vínculo Paraje La Golosa Gran Reserva 2003
Tempranillo (100%)
14% vol.
Bodega El Vínculo (Grupo Pesquera)
D.O. La Mancha

Les he comentado en más de una ocasión las excelencias de los vinos de La Mancha; los hay para todos los gustos y para todos los precios. Desde un magnifico Canforrales, - posiblemente uno de los mejores vinos manchegos en cuanto a relación calidad/precio - hasta este soberbio El Vínculo Paraje La Golosa, de Bodegas El Vínculo, el gran proyecto, ya realidad, de Alejandro Fernández "alias Pesquera" en la Denominación de Origen La Mancha, que anda sobre unos 25€ pero bien servidos.
Aunque la mayoría reconocerán a Alejandro Fernández como aquél que le puso nombre de vino a un pueblo de la Ribera del Duero, o peor aún, le puso su "segundo apellido", Tinto Pesquera,  la cuestión es que Pesquera de Duero y Alejandro Fernández tienen casi una relación que roza lo simbiótico.
Luego vendría Condado de Haza, en Roa, en la extensión burgalesa de la Ribera del Duero, otra magnífica bodega y magníficos vinos - recuerdo que el Alenza lo probé hace ya unos años, en una taberna de Algeciras en la que me hice amigo del camarero después de múltiples visitas, y me ponía Alenza por copas a precio de cualquier roble de medio pelo, sin saber lo que hacía, claro -.
Al poco, Alejandro Fernández pegó un salto y cambió el Duero por el Guareña, uno de sus afluentes zamoranos que se unen en la localidad de Toro, y allí en Vadillo de la Guareña tiene su tercera distracción: Dehesa La Granja, posiblemente uno de los pioneros de la viticultura zamorana, nos movemos en los últimos años del siglo XX. Y finalmente, este sí que fue un salto de verdad, se vino a La Mancha: El Vínculo.
Un aspecto sí encuentro interesante en este, por otra parte, obligado y resumidísimo currículo: la tempranillo está presente en todas y cada una de las bodegas de Alejandro Fernández, en todos los vinos; la tempranillo, la gran cepa tinta española. está claro que es una variedad que domina, controla y sabe sacar lo mejor de ella indistintamente de la zona donde se elabore el vino.
El Vínculo Paraje de la Golosa Gran Reserva 2003, es su gran vino manchego, de Cencibel, como se decía antes, una producción más que reducida, y segunda cosecha de este gran reserva manchego que por supuesto, no se elabora todos los años. Con 24 meses de crianza en barrica de roble francés, es un gran vino de pago, un gran Gran Reserva; con buena madera integrada, paso suave, sedoso. Con una fruta madura, madura que le da notas de compota, confitura, mermelada...sobretodo es muy especiado, el regaliz está muy presente, y los tostados de la barrica le aportan unos ahumados muy delicados.
Pues eso...un vino de Alejandro Fernández.